Desafiante visita de Donald Trump a Kenosha tras los disturbios

|

Nadie detuvo la visita de Donald Trump a Kenosha, la ciudad donde se desató una ola de protestas tras el tiroteo de la policía a un afroamericano desarmado.

Funcionarios aconsejaron al mandatario estadounidense no visitar la ciudad en Wisconsin donde los ánimos están caldeados por el caso de Jacob Blake.

La visita de Donald Trump a Kenosha

Este martes a la 1:25 pm hora de Miami, Trump descendió del Air Force One en Kenosha junto al secretario de Justicia, William Barr, y al secretario interino del Departamento de Seguridad Nacional, Chad Wolf.

«Veremos algunos de los daños que se hicieron. Vamos a arreglarlos. Vamos a ayudar a la gente a reconstruir sus negocios en Kenosha. Simplemente ha sido un gran estado. Buena gente», dijo a la prensa en la pista de aterrizaje.

“La violencia ha cesado desde que llegó la Guardia Nacional. Quiero decir, literalmente, cuando pusieron un pie en este lugar, se detuvo,» concluyó, defendiendo la decisión de usar la policía militar para repeler protestas.

Previous

Laboratorio le juega una mala pasada al gobierno de Florida con los test

DJ Erick Morillo aparece muerto poco antes de su audiencia por abuso

Next
Send this to a friend